Me han despedido por absentismo ¿se puede hacer algo?

Tras la última reforma laboral, cada vez son más habituales los denominados despidos por absentismo, consistentes en el despido de un trabajador por reiteradas faltas de asistencia al trabajo aun cuando las mismas estén justificadas. Ahora bien: ¿que requisitos tiene este despido y que se puede hacer frente a él?

Hay dos supuestos en los cuales el empresario puede optar por este tipo de despido:

Primer supuesto: Se aplica en el caso de que el trabajador tenga unas faltas de asistencia al trabajo que alcancen el 20% de las jornadas hábiles en dos meses consecutivos. Además, el total de sus faltas de asistencia en los 12 meses anteriores debe alcanzar el 5% de las jornadas hábiles. A estos efectos:

  • Para computar el plazo de 12 meses, el día a partir del cual debe contar hacia atrás dichos 12 meses es la fecha del despido.
  • En esos 12 meses de tiempo total, debe tomar dos meses consecutivos en los que se alcance el 20% de las ausencias.

Ojo: se toman para determinar el porcentaje solo los días laborables, de tal forma que faltando solo cuatro días en un mes se podría dar el caso de que se supere ya el porcentaje.

Segundo supuesto: También se puede despedir si las faltas de asistencia alcanzan el 25% de las jornadas hábiles en cuatro meses discontinuos dentro de un período de 12 meses. Cada uno de esos cuatro meses se debe computar de fecha a fecha y no por meses naturales.

Si se cumplen cualquiera de los dos supuestos, el empresario deberácomunicar la extinción por escrito, conceder un preaviso de 15 días y poner a disposición del trabajador una indemnización equivalente a 20 días de salario por cada año trabajador, con un máximo de 12 mensualidades. Dicha indemnización ha de ser puesta a disposición del trabajador en el mismo acto del despido.
Se excluyen las faltas de asistencia debidas a los siguientes motivos:
a) Las debidas a huelga legal por el tiempo de duración de la misma.
b) El tiempo destinado al ejercicio de actividades de representación legal de los trabajadores.
c) Las debidas al accidente de trabajo.
d) Las debidas al nacimiento y cuidado de menor (maternidad y paternidad) ; el riesgo  durante el embarazo , riesgo durante la lactancia ; así como las enfermedades causadas por el embarazo, parto o lactancia.
e) Las licencias y vacaciones.
f) Las bajas por enfermedad común o accidente no laboral  cuando sean acordadas por los servicios médicos oficiales y tengan una duración de más de 20 días consecutivos

Para aclarar cualquier duda puedes ponerte e contacto con nosotros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *