ACCION LEGAL

ACCIÓN LEGAL
SUS ABOGADOS LABORALISTAS EN MADRID

Miguel Angel, 26 - 2º B 28010 - Madrid

T. 914 466 751 - 914 463 801


INDICE DEL LIBRO

Páginas: 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10, 11, 12, 13, 14, 15, 16, 17, 18, 19, 20, 21, 22, 23, 24, 25, 26, 27, 28, 29, 30, 31, 32, 33, 34, 35, 36, 37, 38, 39, 40, 41, 42, 43, 44, 45, 46, 47, 48, 49, 50, 51, 52, 53, 54, 55, 56, 57, 58, 59, 60, 61, 62, 63, 64, 65, 66, 67, 68, 69, 70, 71, 72, 73, 74, 75, 76, 77, 78, 79, 80, 81, 82, 83, 84, 85, 86, 87, 88, 89, 90, 91, 92, 93, 94, 95, 96, 97.

Discurso, leido por el Presidente, Excmo. Sr. D. José Canalejas y Méndez,
en la Sesión Inaugural del Curso de 1894 a 95, celebrada el 10 de Diciembre de 1894,
de la Real Academia de Jurisprudencia y Legislación
ASPECTO JURIDICO DEL PROBLEMA SOCIAL. de José Canalejas y Méndez.


Anterior


mujer misma del derecho sagrado que la asiste, y privada del ejercicio de aquellas facultades no discutidas para el hombre, afecta para ella la labor diaria formas de esclavitud verdadera.
Tiempo es ya de no escatimar sus reivindicaciones acelerando su redención. Si otro motivo no existiera, bastaría, como Bebel afirma, considerar que la mujer fue el primero de los seres humanos que cayó en servidumbre, siendo esclava aun antes que la esclavitud existiera. Esto prescindiendo de que la vida humana no es sólo vida económica, ni la legislación social puede prescindir de principios morales y sentimientos afectivos.
No se entienda, sin embargo, que censuro las plausibles iniciativas planteadas para facilitar a la actividad femenina oficios en que aplique sin auxilio del varón sus facultades, redimiéndose de la crueldad de la dependencia económica. Mayor influjo que en el hombre ejerce en la mujer la consideración de su estado civil, y justo parece procurar que el matrimonio no sea en la mayoría de los casos una dura exigencia de la miseria.
Urge capacitar a la mujer libre para obtener medios de vida y hasta constituir propio peculio en trabajos compatibles con su condición fisiológica: en tal sentido, al Estado corresponde, mediante enseñanzas preparatorias, acordar la provisión de cargos públicos, ya provinciales, ya municipales, ya nacionales, que ofrezcan a la mujer campo propio de actividad, alejándola de la competencia masculina y separando la competencia femenina del círculo de actividad del hombre.
Esferas existen en la producción, en la agricultura por ejemplo, que demandan el útil concurso de la mujer, cuyo consumo no se remunera con solo el cuidado doméstico. El día en que el agricultor vea en su oficio algo más que la mera explotación de la superficie de la tierra y comprenda que a tal fin debe sumar las llamadas industrias agrícolas, como las de la seda, la miel, el alcohol, y otras análogas, a la mujer quedará reservada la función importantísima que le atribuyen para tal empresa las exigencias de la división del trabajo; división, por otra parte, imperfecta y no completada cuando todavía por ella no se establece la más humana de las separaciones, la de las edades y los sexos, dejando confundirse en el torbellino de una labor idéntica el varón con la mujer y el anciano con el niño.



Siguiente

 

 

Solicite reunión sin compromiso

 

 


 

Estamos en:

Seguir a Acclegal en Twitter Accion Legal, S.L. en LinkedIn facebook image

Acción Legalen Google+ Accion Legal, S.L. en LinkedIn

Aviso Legal

 

© 2010 accionlegal.net